S?bado, 11 de septiembre de 2010

Dark Sun 4: Vuelta a los or?genes

Ya he podido leer, en formato PDF, el nuevo reglamento y entorno de campa?a que adapta el universo de Sol Oscuro al reglamento de la cuarta edici?n de Dungeons & Dragons y que, un a?o despu?s de su anuncio -que comentamos aqu?- , Wizards of the Coast ya ha sacado a la luz. Ten?a muy serias dudas sobre lo que har?a WotC con este escenario de campa?a, muy especialmente tras el desastre sin paliativos en el que incurrieron con Reinos Olvidados, pero mis temores estaban injustificados.?

Porque, en definitiva, Wizards ha optado por no tocar lo que funciona y, simplemente, hacer retroceder la l?nea temporal de Athas hasta el momento de la muerte del Rey-Hechicero Kalak... es decir, hasta pr?cticamente el mismo punto en el que se inici? la franquicia hace ya dos d?cadas. Tithian de Mericles se sienta en el trono de la nueva Tyr libre y Maetan de Lubar a?n no ha obtenido el permiso del Rey-Hechicero Hamanu de Urik para intentar invadirla. Estamos en el A?o I de Libertad, el punto de partida de la D?cada del Hero?smo que, con mayor o menor fortuna, cambi? para siempre la Regi?n de Tyr.

Pero vayamos por partes. ?Qu? ha cambiado en Athas en esta Cuarta Edici?n?

En primer lugar, tenemos un cambio de concepto cosmol?gico. En las anteriores ediciones del setting, Athas era un mundo agonizante con su fuerza vital literalmente devastada por la magia profanadora. No se trataba solo de que las fuerzas elementales fueran indiferentes al mundo... sino de que, adem?s, el mal uso de la hechicer?a las hab?a drenado por completo. Era un mensaje ecologista, muy propio de los tiempos en los que se nos dec?a que ?bamos a morir cientos de veces por culpa, por ejemplo, del agujero en la capa de ozono.

EL Athas de Cuarta Edici?n sigue siendo un mundo en el que la vida agoniza, pero por motivos muy distintos: Cierto es que la magia profanadora devasta el mundo... pero tambi?n lo es que en Athas, de acuerdo a la nueva cosmolog?a de Dungeons & Dragons, los Primordiales -las terribles potencias elementales- derrotaron a los dioses. Y simplemente resulta que a los Primordiales les importa muy poco la vida tal y como la conocemos. De hecho, fueron los primordiales quienes, con su victoria total sobre los dioses, posibilitaron el surgimiento de la magia arcana.?

El entorno de campa?a insin?a que, de alguna forma, la presencia de seres inteligentes mantiene a raya la voracidad de las potencias primordiales: Cuanto m?s se aleja uno de la Regi?n de Tyr, m?s bizarro,? elemental y peligroso se vuelve Athas. Me gusta el concepto, por m?s que no me termine de gustar el hecho de que se haya terminado reconociendo la existencia de dioses en Athas en tiempos pasados. Debate que siempre fue muy candente entre los aficionados y en el que yo me hab?a situado en el extremo opuesto.

En cuanto a los restantes planos, se ha procedido a introducir el Feywild , bajo la denominaci?n de "Las Tierras En El Viento".? El Plano de las Sombras sha absorbido lo que antiguamente llam?bamos el Gris y sigue actuando como barrera para separar Athas de otros planos, particularmente del Mar Astral que es en esta campa?a un lugar vac?o, sin dominios divinos y lleno de ruinas vac?as y abominaciones sin cuento. El Caos Elemental (los antes llamados Planos Interiores)? es-como ya hemos dicho-? son extremadamente influyente en Athas y en su centro se sigue situando el Abismo: La invocaci?n de demonios sucede con facilidad.

En cuanto a la cronolog?a e integridad de la campa?a, algunos hechos r?pidos:

Las Eras de la Historia de Athas son las siguientes: Era Verde, Era Roja y Era del Desierto. Han desaparecido las referencias a la Era Azul y las Guerras Purificadoras sucedieron en la ?ltima parte de la Era Roja. Asimismo, ha desaparecido el c?mputo de los a?os en ciclos de 77 que los m?s barbasblancas recordar?n y que tanta personalidad le daba al mundo: Desaparecidas las Eras del Rey, el c?mputo del tiempo en la campa?a se har? desde el A?o I de Libertad de Tyr.? Eso s?, aunque el calendario lunar ha desaparecido, sabemos que Ral es verde y Guthay es dorada.

Para empezar, pr?cticamente todo lo rese?ado en los suplementos oficiales de 2? y 3? es como m?nimo mencionado en el Campaign Setting, incluyendo la Orden, Dasaraches, el Pr?ncipe Dhojakt de Nibenay, Vista de la Sal, Celik, los incursores Arenas Negras, las ciudades de Eldaarich y Kurn, las Academkas Psi?nicas... Por supuesto, muchas de estas menciones son m?nimas, pero sabemos que ah? est?n y que en principio no deber?a haber sorpresas en ese punto. Por se?alar algo que no se menciona, no aparece la menor referencia al ?ltimo Mar, controvertido suplemento de 2? Edici?n en el que, lejos de la Regi?n de Tyr subsist?an una serie de ciudades en torno al ?ltimo mar de Athas gobernadas con mano de hierro por un tr?o de mentalistas tan inmortales como enloquecidos.?

Hay, no obstante, algunos cambios en suplementos menores. As? por ejemplo, el Imperio Kreen no existe como tal o bien a?n no se ha formado: Los Khanatos Kreen son independientes entre s? y el que ser? Emperador acaba de ascender a la jefatura de su propio Khanato. Los Kreen de las Hinterlands no tienen, por lo tanto, un Imperio milenario que poco a poco se vuelve hacia la Regi?n de Tyr, sino simplemente un caudillo unificador en ciernes. Asimismo, los Drays de la Primera Generaci?n no permanecen ocultos cerca de Giustenal, sino que se han expandido por todo el mundo. Sobre ellos volveremos en un momento.

Un ?ltimo arreglo es el relativo a la Reina-Hechicera de Raam, Abalach-Re: Contrariamente a lo que se dec?a anteriormente, Abalach-Re no es imb?cil, ni incompetente sino que simplemente est? entregada al vicio. No dejaba de tener mucho sentido que toda una Reina-Hechicera viviera atemorizada por el populacho mugriento de su ciudad-estado y tampoco `pd?a sostenerse que nadie alcanzara tal dominio de la magia y de la psi?nica siendo torpe e incompetente. De hecho, Abalach-Re no es la m?s poderosa de los Reyes Hechiceros,pero su Nivel 23 la sit?a, por ejemplo, por encima del Rey Tectucktitlay de Draj en cuanto a poder crudo.

Y es que el Creature Catalog de Athas nos ofrece much?simos datos sobre el mundo y muy particularmente sobre los Reyes-Hechiceros y sobre el Drag?n: Por fin tenemos publicadas las fichas e im?genes de todos y cada uno de ellos incluyendo a Dregoth, aunque excluyendo al fallecido Kalak. Y s?, se confirma que Lalali-Puy es negra.

Con todo, los cambios m?s importantes vienen a nivel de razas y clases. En cuantio a las primeras, con mayor o menor acuerto, se ha buscado introducir en Athas las nuevas razas de Cuarta Edici?n.

As? por ejemplo? los Eladrin son refugiados psi?nicamente muy poderosos de un Feywild ("Tierras en el Viento) que va quedando poco a poco reducido a ruinas por obra y gracia de la magia arcana que se practiva en Athas? y que huelga decir que no les gusta demasiado. Los draconatos son (?sorpresa! ?sorpresa!) los Dray de primera generaci?n exiliados por Dregoth, que se alquilan como soldados y hechiceros a lo largo y ancho de Athas.? Y por ?ltimo, los Tieflings o Tifflins son descendientes de demonios invocados hace mucho tiempo por magos que aspiraban a derrotar a sus enemigos con ellos, cosa que muy probablemente se trata de una referencia al Tiempo de la Magia y a la Purga de Hechiceros que precedi? a las Guerras Purificadoras. El caso es que los Tifflins son ahora incursores, luchadores y ladrones.


Todo esto sin olvidarnos de las versiones athasianas tradicionales de las razas de fantas?a: Elfos ladrones, medianos can?bales, enanos calvos, etc...?

En cuanto a las clases de personaje, el cambio m?s importante es el sufrido por el Templario, que ya no es una clase por s? misma, sino una especie de denominaci?n com?n para todos los agentes de un Rey-Hechicero usen o no magia otorgada por su Rey. Los templarios que usan magia de su Rey-Hechicero son ahora lanzadores de conjuros arcanos -Warlocks con un pacto especial- lo cual, dicho sea de paso, me parece muy bien: No ten?a ning?n sentido que un Rey-Hechicero pudiera otorgar a sus funcionarios la facultad de utilizar conjuros clericales que a ?l mismo le estaban vedados.

En cuanto a las reglas de la magia profanadora, son decepcionantemente flojas:? Profanar es espantoso, ya que el profanador da?a a sus propios aliados. Obviamente WotC no ha tenido el valor de dejar las consecuencias de la profanaci?n reducidas a las propias de la ambientaci?n y ha buscado formas extra de desalentar su uso. Preveo que esta reglamentaci?n oficial ser? un fracaso y proliferar?n reglas caseras en las mejores mesas.

En definitiva, no soy un partidario de la Cuarta Edici?n. Pero en el caso concreto de Dark Sun se han hecho las cosas bien y se mantiene lo esencial del esp?ritu de la ambientaci?n incluso adapt?ndolo a un Reglamento que -lo sigo pensando- no le ha sentado nada bien a Dungeons & Dragons. Pero la cuesti?n es que Athas ha revivido y que adem?s lo ha hecho muy dignamente, convertido en una de las apuestas firmes de WotC para el a?o 2011, con nuevas novelas, republicaci?n de las antiguas e incluso una l?nea de c?mics.

Yo, particularmente, me siento de enhorabuena.

Y para todos los que quer?is saber m?s de Athas, la lista de correo en castellano la ten?is aqui.


Comentarios

Añadir un comentario

Autor: William-Puertaoscura
Fecha: Lunes, 21 de marzo de 2011
Hora: 1:57

Fray -Fanatic no sabía que tenías blogs. Que curioso, bueno lo he agregado a mi blogrroll. Por cierto estoy de acuerdo con todo lo que has dicho en esta entrada, muy buena por cierto. A mi 4ta no me agrada, pero lo que hicieron con DS quedo bien.