Viernes, 21 de mayo de 2010

Insultantemente oportuna

La enésima detención de la cúpula de ETA, al margen de ser una buena noticia, supone un insulto a la inteligencia de los españoles, al producirse, como tantas otras, justamente a mayor conveniencia del Ejecutivo. La comparecencia de Rubalcaba señalando el carácter de "línea dura" de los etarras detenidos, que contrapone implícitamente a la "línea blanda" con la que el Ejecutivo estaría negociando.

El problema está, naturalmente, en que esto no es cierto. Al menos una de las etarras detenidas ayer pertenece a la "línea blanda". Y su oportuna reaparición le añade burla al insulto.

Nos estamos refiriendo, naturalmente, a Maite Aranalde. Sobre cuya extrañísima fuga merced a una no menos extraña actuación judicial de la que ya hablamos ampliamente aquí hace poco menos de un año y sobre la que volvimos a expresar nuestras dudas hace pocos días a propósito de las increíbles "desapariciones" de etarras que desaparecen de un día para otro del radar del CNI y de las Fuerzas de Seguridad del Estado sin que nadie asuma por ello responsabilidad alguna.

Ahora, Maite Aranalde -hija de otro etarra desaparecido, cincuentón, de "línea blanda" y de perfil político muy similar al de Ternera-  sobre la cual no pesan delitos de sangre y que simplemente iba a ser juzgada por  tenencia de armas  y explosivos -delito por el cual iba probablemente a ser absuelta-  es nuevamente detenida junto con una presunta cúpula de ETA. Y aquí nadie se extraña por nada.

Tenemos que repetirnos la misma pregunta: ¿Alguien se cree que Maite Aranalde no tuviera un dispositivo de seguimiento desde el mismo momento de su puesta en libertad? ¿Alguien se cree que de Juana Chaos campe a sus anchas por Belfast sin un operativo del CNI enterándose hasta de la marca de calzoncillos que usa? ¿Queda algún español que opine que el Gobierno no sabe exactamente dónde está Josu Ternera en cada instante? ¿En serio somos los españoles tan tontos como se cree Rubalcaba?

La lucha antiterrorista del Gobierno no tiene la menor credibilidad mientras Ternera no sea detenido. Y menos aún mientras se sigan produciendo detenciones en los momentos de mayor asfixia del Gabinete de Zapatero. La entente entre un sector de ETA y un sector de la Seguridad del Estado escada vez más insultantemente evidente.

Comentarios

Añadir un comentario

Autor: Gonzalo
Fecha: Viernes, 21 de mayo de 2010
Hora: 14:41

Efectivamente, esa es la palabra: Insultante.
Autor: Orisson
Fecha: Viernes, 21 de mayo de 2010
Hora: 16:18

Parafraseo a Gonzalo: efectivamente esa es la palabra: tontos.

Un saludo
Autor: Anonimo
Fecha: Lunes, 31 de mayo de 2010
Hora: 20:32

Tambi?n es insultantemente oportuno que se acuse (nuevamente sin pruebas, ya es costumbre) de negociaci?n con ETA, cosa que por cierto hizo TODO gobierno en democracia (si, incluso los que acusan y piden dimisi?n por ello).
Y obviamente que hay un seguimiento de los etarras en libertad, ?crees que las detenciones se hacen por azar?, y de ello, tengo que decir que veo l?gico que no vayan diciendo de cada uno que hacen seguimiento, m?s que nada porque sino a ver como hacen este y dificultar?a las labores policiales.
Saludos