S?bado, 05 de julio de 2008

Congresos Regionales del PP: Que nadie espere que las bases abofeteen a G?nova

El Congreso del PP Balear ha tenido ya su momento culminante: La candidata oficial ha logrado solo el 66% de los apoyos frente al Alcalde de Calviá. Mientras tanto, en Cataluña, la candidatura impuesta por Génova avergüenza a los militantes del PPC, que la abuchean públicamente provocando que Arenas obligara a expulsar a cincuenta de ellos aislándoles en una sala aparte para evitar que se vuelva a escenificar la división, que aún así queda clarísima cuando su candidata es elegida... con el 56,72% de los sufragios. Mientras tanto, Esperanza Aguirre decide celebrar su propio Congreso Regional en el mes de Septiembre, donde atraerá mucha más atención de la ciudadanía... para mosqueo de Génova.

Dejando aparte lo que sea que pretenda hacer Aguirre, quien es de suponer que pretenda blindar su base de poder regional de cara al futuro y quizá escenificar su divorcio respecto de Génova para no compartir responsabilidad en los futuros fracasos electorales que se le avecinan al PP, que nadie espere en estos congresos regionales ninguna bofetada de las bases a Rajoy.

 Una cosa es que sus candidatos, impuestos por mera fidelidad al Líder allí donde ha podido hacerlo, pasarán malos ratos en los respectivos congresos. Pero Alicia Camacho será elegida en Cataluña al igual que Rosa Estarás lo ha sido en Baleares. Con un apoyo muy lejos de la unanimidad, pero suficiente para hacerse con el resorte del poder.

 Que Rajoy no se engañe: Los candidatos cómodos que impone a sus sucursales regionales ganarán todos sus respectivos congresos. Todos los barones territoriales del PP, excepto Aguirre, serán hombres y mujeres del Líder.  Pero hacer un partido a su imagen y semejanza significa que ya no tendrá excusa política alguna para no vencer. Y no vencerá. No vencerá en las europeas, ni en las vascas, ni en las catalanas, ni en las gallegas. Sin críticos, no habrá posibilidad de autocrítica. Y si lamina cualquier posibilidad de autocrítica, políticamente deberá ser sucedido.

Tal como están las cosas, el sucesor puede muy bien ser Gallardón.

Acertadísimo el análisis de Jiménez Losantos en su blog sobre la situación del PP y lo que está pasando en España. El débil consenso del 78 se rompe y el PP se está convirtiendo en comparsa de esa ruptura. Como fue antes comparsa de muchas otras vergüenzas, igual en el gobierno o en la oposición.

 ¿Aguantará el PP este proceso de ruptura institucional sin romperse? Rotundamente, sí. Cobardes.


Comentarios

Añadir un comentario